La Granja

Emblemático

La Granja

 

Un recorrido por la Granja de Esporles te permite conocer el día a día de la Mallorca de siglos pasados a través de los oficios tradicionales que se llevaban a cabo en una explotación agrícola desde el siglo x hasta el xvii.

El terreno que actualmente ocupa la Granja de Esporles ya fue de gran interés para los romanos y después para los árabes, que dominaron la isla entre los siglos x y xiii. Con la conquista cristiana, la finca inicia su recorrido como organización feudal, y pasa por varias propiedades, hasta que la adquiere la familia Fortuny, responsable de la reforma de la casa en el siglo xviii. Actualmente, está en manos de la familia Seguí, que la regenta desde hace 40 años.

Es una casa señorial rodeada de vegetación frondosa, jardines y fuentes naturales, pero con una mezcla de estilo señorial y rústico, puesto que se empleaba tanto como residencia de los señores como para explotación agrícola (possessió).

Durante el recorrido por la Granja se muestra esta vida rural mallorquina y su legado cultural a través de los oficios tradicionales. Están representados desde la fabricación de tejidos hasta la elaboración de aceite, perfumes, además de las tareas de herrero, carpintero y zapatero, entre otros.

La Granja de Esporles cuenta con un espacio de venta donde se puede encontrar una selección de productos de la isla de Mallorca, además de una degustación gratuita de productos tradicionales, como sobrasada, mermeladas, buñuelos, pan de higo, vinos, etc.

 

 

Foto ruta